Receta de cocina: Juego de Tronos (Sansa)

por | 16 Jun, 2019 | +Comic Con

Estamos recibiendo muchos mensajes de que os gustó mucho la receta de World of warcraft así es que hemos decidido que de vez en cuando os iremos dejando más para que podáis sorprender a vuestros familiares y amigos.

Este domingo no tenemos Juego de tronos…y no lo tendremos mas, pero siempre nos queda el recuerdo, la serie completa , los libros….y ¡las recetas!

Hoy os traemos los famosos bizcochitos que tanto gustaban a la hija mayor de los Stark (Sansa): Pastelitos de limón, pequeñas delicias que gustarán a grandes y a pequeños, y perfectos para cualquier ocasión, desde cumpleaños, a una tarde de maratón de series.

Ingredientes

160 ml buttermilk o suero de leche (Yo lo hice casero con 160ml de leche y dos cucharaditas de zumo de limón)

  1. 45 ml (un limón)zumo de limón
  2. Ralladura de 1 limón
  3. 100 gr.azúcar (Más 2 o 3 cucharadas para rebozar los moldes)
  4. 35 gr.harina de repostería
  5. 2huevos
  6. 1 pizcasal
  7. Mantequilla para los moldes

Pasos

Lo primero que haremos es hacer una buttermilk casera.Para ello poner 160ml de leche en un vaso y añadir 2 cucharaditas de zumo de limón.Remover bien,tapar con papel film y dejar reposar 10 minutos.¡Y ya tenemos una buttermilk casera sin necesidad de ir a comprarla!

  1. Coger un par de ramenquines o moldecitos pequeños.Yo usé mis dos mini cocottes y 2 botes de cristal de paté que suelo guardar para mermeladas. Untar los moldes con mantequilla y espolvorearlos con azúcar para que queden bien rebozados. Reservar en la nevera mientras proseguimos con la elaboración.
  2. Después coger 2 cuencos grandes y separar las claras de las yemas. Con la ayuda de unas varillas eléctricas batir las yemas con el azúcar hasta que queden bien espumosas,añadir el zumo de limón,una pizca de sal,la ralladura y el buttermilk y mezclar bien todo.Incorporar la harina tamizada con un colador e integrar todo bien. Apartar un momento la mezcla y batir las claras a punto de nieve con otro pellizco de sal hasta que nos quede un merengue firme. Con una lengüeta o cuchara de madera ir agregando el merengue a la mezcla de huevos e ir integrando la mezcla procurando que no se baje. Una vez hayamos incorporado todas las claras y haya quedado una mezcla homogénea verter en los moldes.
  3. Colocar los moldes en una bandeja honda con 2 o 3 dedos de agua muy caliente.

         Cubrir la bandeja con papel de aluminio y hornear al baño maría a 150ºC unos 25-30 minutos. Una vez pasado el tiempo             quitar el papel de aluminio y hornear 15 minutos más para que queden bien doraditos. Pasados los 15 minutos sacar del               horno,dejar templar y meter en la nevera un par de horas para que enfríen y cojan consistencia.

  1. Para servirlos pasar un cuchillo redondo por el borde del molde y zarandearlo boca-abajo en el plato que vayamos a servir para que caiga,como si fuera un flan.¡Y ya solo nos queda disfrutar de este delicioso postre!

Consejos:

-Cuando hagaís la buttermilk se cortará la leche,no os preocupeís esto es lo que tiene que pasar.

-Los moldes no es necesario que sean ramenquines pero si que sean parecidos,y sino podeis utilzar tarros de paté de cristal.

-Las claras a punto de nieve hay que integrarlas con movimientos suaves y sin golpes para que no se bajen

-Si utilizais huevos camperos los dejé 30 minutos más los 15 minutos.

-Para que os cuadren los tiempos de coción el horno debe estar previamente precalentado( a 180ºC y después bajarlo a 150ºC)y el agua del baño maría debe estar muy caliente,más bien hirviendo.

-Es importante dejarlos enfriar bien porque sino la crema que se forma abajo del molde no cuajará y se os romperá el bizcocho.